Las emergencias dentales pueden surgir en cualquier momento del día o de la noche. Un número creciente de personas visitan la sala de urgencias de un hospital para una variedad de problemas dentales dolorosas y lesiónes bucales. Cada año en los EE. UU., se estima que hay 2 millones de visitas a las salas de urgencias de los hospitales por dolor dental (ADA), muchas de las cuales se pueden prevenir en gran medida.

La emergencia dental más común es el dolor de muelas. Un dolor de muelas puede deberse a varios factores, como una infección bacteriana por un absceso dental o una enfermedad grave de las encías. Otras emergencias dentales incluyen la pérdida de un empaste o una corona, un diente astillado o un diente caído.

Una visita a la sala de urgencias de un hospital puede resultar costosa. Puede afectar a grand medida a las personas vulnerables, especialmente personas sin cobertura médica o dental. Según Consumer Health Ratings, en 2021, una visita a la sala de urgencias costó casi $1,400 en promedio para las personas sin seguro. La buena noticia es que muchas emergencias dentales se pueden prevenir manteniendo una higiene bucal adecuada y tomando medidas de protección para prevenir lesiones bucales.

8 consejos para evitar un viaje a la sala de urgencias por una emergencia dental.

  1. Cepíllese bien los dientes. Cepíllese dos veces al día con una pasta dental con flúor, utilizando un cepillo de dientes con serdas suave. Es importante eliminar la placa dental, una capa de bacterias pegajosa sin color, que siempre se acumula en los dientes. La acumulación de placa puede causar caries y enfermedades de las encías.
  2. Use hilo dental al menos una vez al día. La limpieza entre los dientes ayuda a eliminar la placa y las partículas de comida que el cepillo de dientes no puede alcanzar. La placa dental que no se elimina puede endurecerse y convertirse en sarro debajo de la línea de las encías e irritarlas. Sus encías podran enrojecerse, hincharse y sangrar fácilmente, signos de enfermedad de las encías. En etapas avanzadas, la enfermedad de las encías puede causar problemas dolorosos al masticar, dientes flojos e incluso pérdida de dientes.
  3. Consuma una dieta bien balanceada. Elija alimentos nutritivos para tener dientes fuertes y encías sanas, como frutas, verduras, cereales integrales, proteínas magras y productos lácteos bajos en grasa. Limite el consumo excesivo de alimentos y bebidas ácidos y azucarados. Alimentos como dulces, galletas y refrescos ofrecen poco o ningún valor nutricional. También son combustible para las bacterias que provocan caries en la boca. ­­­­
  4. Haga del agua su primera opción para la sed. El agua es la mejor bebida para los dientes. Limpia su boca con cada sorbo y no contiene azúcar. El agua del grifo de su ciudad podra estar fluorada. Beber agua fluorada ayuda a fortalecer el esmalte dental para reducir las caries.
  5. Evite los productos de tabaco. Los cigarrillos, el vapeo y el tabaco de mascar pueden aumentar el riesgo de cáncer bucal, enfermedades de las encías y otros problemas de salud (CDC). Si necesita ayuda para dejar de fumar, llame al 1-866-New-Lung (1-866-639-5864) para obtener servicios gratuitos para dejar de fumar y vapear en el condado de Orange. Haga clic aquí para obtener servicios en otras partes de California o fuera del estado.
  6. Utilice equipo de protección de seguridad. El equipo de protección, como un protector bucal o un casco de bicicleta, puede reducir en gran medida una lesión traumática en la cabeza y/o en la boca causada por un accidente.
  7. Visite su dentista cada seis (6) meses. Los exámenes dentales de rutina pueden ayudar a identificar y tratar problemas de salud bucal, como enfermedades de las encías o Visite su dentista caries de imagen, cuando aún son menores. Una limpieza dental profesional ayuda a limpiar la placa o el sarro de areas de la boca que son difícil para alcanzar, que provocan infecciones dentales.
  8. Obtenga cobertura dental. Lo último que desea hacer mientras sufre una emergencia dental es preocuparse por el costo. La cobertura dental o seguro dental puede ayudarle a cubrir una parte del costo de una visita a la sala de emergencias por dolor dental. La cobertura dental también puede ayudar a cubrir el costo de los servicios dentales preventivos, como un examen dental y una limpieza dental. Los servicios dentales preventivos ayudan a reducir el riesgo de desarrollar infecciones dentales y otros problemas bucales que, si no se tratan, pueden llevarlo a la sala de emergencias del hospital. Dependiendo del tipo de plan dental que elija, los servicios de atención dental preventivas pueden estar cubiertos hasta en un 100%.

Al tomar estas medidas preventivas para cuidar su salud bucal, puede desminuir el riesgo de emergencias dentales y reducir la probabilidad de necesitar tratamiento en la sala de urgencias de un hospital. Esto no sólo le ahorrará tiempo y dinero, sino que también contribuirá a su salud general.

Recursos relacionados:

Translate:

<!-- Begin Constant Contact Active Forms -->
<script> var _ctct_m = "2dcd544f1100f9f7a97742861b52d6be"; </script>
<script id="signupScript" src="//static.ctctcdn.com/js/signup-form-widget/current/signup-form-widget.min.js" async defer></script>
<!-- End Constant Contact Active Forms --> 
Translate »